¡Felicidades, A. M. Homes!

No me gusta especialmente el tipo de premio (ficción femenina) y desconozco si hay premios en exclusiva para escritores hombres pero no hay duda de que si uno admira como yo a A.M.Homes, por fuerza debe alegrarse por ella tras haber recibido el Women’s Prize For Fiction 2013, uno de los más prestigiosos del Reino Unido y el primer premio literario de su carrera. En todas las páginas que he leído se mencionaba la misma información. Que las favoritas eran Hilary Mantel, con Bring up the Bodies y Zadie Smith con NW. Que Homes no soñaba ni remotamente con ganar el premio y que este resultado ha roto todos los pronósticos.

Mis referentes. John Banville, David Means, Philip Roth, John Updike, Amy Homes, Nick Hornby,Julian Barnes, Alejandro Zambra, Martin AmisImagino que sus familiares, amigos, alumnos, compañeros y fans lectores estarán en las nubes de la felicidad, no es para menos, desde la nieve también quiero dar un gran aplauso a esta magnífica escritora. No solo es una de mis referentes (escritores/as que abren un camino nuevo en mi concepción de la escritura, no son como otros autores que simplemente pueden ser buenos sino que son precursores (para mí, al menos), tienen algo especial, son dueños de su propio estilo (único y admirable), diferentes a los demás y da una envidia tremenda leer sus libros (además de un gran placer) no sólo por su calidad sino porque aquello que han hecho ya no lo puede hacer nadie más si no es imitándoles), además siento una gran empatía por ella que ya había comenzado en sus novelas y cuentos y finalmente se hizo patente en su libro autobiográfico “La hija del amante”.

La editorial Anagrama la define así en su página A.M. Homes tuvo como profesora de talleres de escritura a Grace Paley y Angela Carter. Vive en Nueva York, es profesora en la Universidad de Columbia y colabora en New Yorker, Art Forum y Vanity Fair. Ha recibido galardones como la New York Foundation for the Arts Fellowship, la NEA Fellowship y el premio James Michener. Ha sido denominada “reina de las bad-girl heroines” y “la mejor retratista de la depravación contemporánea”. Brillante, sarcástica, con tendencia a hurgar en la llaga, lo que realmente me desarmó de Homes, sobre todo en su libro de relatos “Cosas que debes saber” y en la novela “Música para corazones incendiados”, fue la maestría con que mueve a sus personajes, ese poderío para decidir que el cómo y el cuándo llegarán inevitablemente porque hay un qué  perturbador claro y patente fraguándose desde el principio, lejos de nuestra vista. Y cuando estalla frente a nosotros no es otra cosa que más de lo de cada día, de la calle, las noticias, el mundo. Lo cotidiano es a veces brutal, nadie lo espera y muchos eximirían a los culpables porque parecen buenos e inofensivos a priori pero las posibilidades de que todo se tuerza y nunca más vuelva a ser como antes son terriblemente abrumadoras, queramos o no.

homes_premio_ficcion-movil

Cuando leí “Este libro te salvará la vida” me sorprendió la voz narrativa, la trama, el desenlace, y de alguna forma lo apadrinó en mi cerebro otro de mis referentes porque no puedo dejar de pensar que es un libro de A.M.Homes que podría haber escrito perfectamente Philip Roth. Esa sensación se ha quedado tan arraigada en mí que no me extrañaría que en el futuro me olvide de que lo ha escrito ella y se lo adjudique a él. “La hija del amante” es otra cuestión. Tan inaccesible me parecía la autora (el asunto del qué no lo entiende todo el mundo, leí alguna entrevista hace años en la que sus respuestas eran tan contundentes como impertinentes algunas de las preguntas) que me sorprendió la forma en que se descubrió frente al mundo con una exposición tan clara y apabullante de su propia vida. Ahora espero ansiosa la publicación de “May we be forgiven” (Que nos perdonen) en español,  sabía que lo había escrito (tengo una alerta en Google con su nombre) pero ignoraba que optaba al premio y de eso va este post, de felicitar. De nuevo lo hago, desde la admiración, recordando la frase de Milan Kundera “Todo en este mundo está perdonado de antemano, y por tanto, cínicamente permitido“.

Anuncios

Acerca de Angèline

"Colocamos una palabra allí donde comienza nuestra ignorancia, donde ya no vemos más allá; por ejemplo, la palabra "yo", la palabra "hacer", la palabra "sufrir": son quizás el horizonte de nuestro conocimiento, pero no "verdades" (John Banville "Imposturas")
Esta entrada fue publicada en Ellos. Los autores. Guarda el enlace permanente.

Comenta si te apetece

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s